SEGUNDA PARTE Conoce Algunos de los Ingredientes Tóxicos más Peligrosos de la Cosmética Industrial que Usas a Diario

October 10, 2018

 

 

 

Hoy como todos los miércoles continuamos con la segunda parte del tema de algunos de los ingredientes tóxicos más peligrosos de la cosmética industrial y lo peor muchas veces cosmética que dice ser "natural, vegana, orgánica" los utiliza, así que presta atención para que de esa forma aprendas y conozcas cómo leer adecuadamente las etiquetas de tus productos y sólo lleves a tu hogar productos que te proporcionen a ti y a tu familia salud y bienestar. 

 

 

ACEITES MINERALES Y GRASAS (CERAS) DERIVADAS DEL PETRÓLEO CONOCIDO TAMBIÉN COMO PETROLATOS O PARAFINAS

 

Presentes en: todo tipo de productos, sobre todo en aquellos que tienen consistencia grasa como cremas hidratantes, mascarillas, bálsamos labiales, labiales, etc. En muchísimos cosméticos verás que el ingrediente principal (la fase oleosa) es un aceite mineral en lugar de aceite vegetal y la razón es que a la industria cosmética el aceite mineral le sale baratísimo.

 

Uso: se usan en vez de aceites vegetales porque son más baratos y la piel los absorbe más rápido. Sirven como conservantes y para aportar esa apariencia cremosa en los cosméticos o como base de ungüentos. Algunos forman una película sobre la piel para darle un aspecto “hidratado” cuando hacen lo contrario, extraer la humedad de la piel (un ejemplo es la sequedad o agrietamiento de los labios al dejar de usar un bálsamo labial con estas vaselinas y parafinas) y a la larga terminan resecando. Se obtiene del petróleo, igual que, por ejemplo, la cera de velas o el betún.


Efecto nocivo: Es vendido como humectante, pero en realidad crea una barrera sobre la piel que da una sensación inmediata de hidratación, completamente falsa, lo que significa que prácticamente bloquea los poros de la piel (sí, tapa tus poros) impidiendo que respiren de forma natural. Reseca la piel, la vuelve más vulnerable a agresiones externas. Reducen la velocidad en que las células se reproducen lo que causa un envejecimiento prematuro (acelera el desarrollo de las arrugas). Es comedogénico, lo que significa que puede causar acné. Puede promover reacciones alérgicas, sequedad e irritación y son contaminantes ambientales muy difíciles de degradar y depurar. El cuerpo humano no las puede transformar ni eliminar. En el caso de parafinas y ceras cuando se tragan (por ejemplo con su uso en labiales) se almacenan en riñones, hígado y nódulos linfáticos. Incluso se han descrito reacciones inflamatorias en las válvulas cardíacas. Según la OMS una persona no debería absorber más de 0,1 mg diario por kg de peso corporal, pero solo con usar varias veces un labial o protector solar puede sobrepasarse esta frontera. En el caso de la parafina, ponérsela en la piel es como colocar un plástico.  Al ser tan oclusiva, impide la respiración de la piel y tapona los poros impidiendo la expulsión de agentes contaminantes fuera de nuestro organismo, de manera que, cuanto más la usamos para hidratar la piel, más deshidratada se encuentra y más producto necesitamos. Además, nuestro organismo no puede metabolizarla. Casi todas las cremas están hechas con parafina. La popular vaselina es parafina pura y también lo son las velas. Un estudio realizado por la Universidad de Carolina del Sur presentado en la American Chemical Society asegura que los gases que se producen cuando encendemos velas de parafina (que son la mayoría de las que solemos encontrar en los establecimientos) producen cáncer. Teniendo en cuenta todos estos datos, no cabe duda de que la parafina es un ingrediente tóxico peligroso y parece sorprendente encontrar todavía numerosos productos y tratamientos de belleza “a base de parafina”.

 

Otros productos obtenidos del petróleo son:

  • Petrolatum, Ceresin y Ozokerite, que aunque en un principio generan un suave tacto en la piel al tener una consistencia sedosa y muy fina, lo cierto es que en realidad cubren la piel con un film que bloquea sus funciones naturales, como son la eliminación de toxinas y la oxigenación.

  • PVP / VA Copolymer) es muy utilizado en cosmética para temas capilares, como por ejemplo la laca. Contiene además Benzol, que afecta al hemograma. Partículas de esta sustancia podrían provocar que se sientan cuerpos extraños en los pulmones.

Palabras clave para identificarlos en etiquetas: Paraffinum liquidum, Paraffin, Microcristalline Wax, Petrolatum, Mineral Oil, Ozokerite, Ceresin, PVP / VA Copolymer, Hydrogenated Polyisobutene, C13-14 Isoparaffin, Quaternium-7, -15, 22, -31, -60, 80 etc, Vaseline, etc.

 

 

TRICLOSÁN, TRICLOCARBÁN Y CLORHEXIDINA


Presentes en: jabones, pastas dentales, desodorantes, espuma de afeitar y otros productos de higiene personal.
 

Uso: es un ingrediente artificial usado como agente antibacterial y desinfectante, aunque no se ha demostrado que sean más efectivos matando bacterias que el jabón tradicional.


Efecto nocivo: es altamente contaminante del medio ambiente y se acumulan en los tejidos e incluso se han detectado altas concentraciones de triclosán en la leche materna y orina humana (~75%). Tienen efectos como disruptores hormonales (puede reducir la producción de esperma en el hombre, crear cambios hormonales que afectan la tiroides en mujeres). Crear un efecto depresivo en el sistema nervioso central y afectar a la flora positiva (sobre todo en boca) favoreciendo la aparición de bacterias resistentes. El triclosán pueden alterar la función hepática y suele estar contaminado con nitrosaminas (demostradas cancerígenas).

 

Palabra clave para identificarlos en etiquetas: Triclosán, triclocarban, Clorhexidina.

 

 

TRIETANOLAMINA (TEA), DIETANOLAMINA (DEA) Y MONOETANOLAMINA (MEA) (ETANOLAMINAS) 


Presentes en: se encuentran en forma simple o formando compuestos y están presentes en muchos cosméticos.

 

Uso: comúnmente son utilizados como agentes emulsificantes o reguladores de pH en productos de cuidado personal, para hacer los productos más cremosos o espumosos, es decir, conseguir texturas espesante y para dar color, entre otras características) y como base de detergentes. Como son liposolubles